Como hacer masa para dumplings

Gyozas (japonés), dumplings (inglés), jiaozi (chino), mandu (coreano), empanadillas… ¡es lo mismo! La mayoría de los expertos creen que los dumplings fueron inventados por Zhang Zhongjing, un médico chino que vivió en la Dinastía Han Oriental, la segunda dinastía imperial de China que duró desde el 206 a.C. hasta el 220 d.C.

Según cuenta la leyenda, era un invierno difícil y muchos sufrían los efectos del frío. Para ayudar a la gente a entrar en calor, Zhongjing tomó carne de cordero, hierbas y chiles y los envolvió en masa, luego los cocinó al vapor para unir todo y mantener el calor. Bastante curioso ¿no? Bueno, pongamos manos a la obra. Aquí responderé algunas de las dudas más comunes a la hora de preparar los dumplings, y luego te daré mi receta infalible para que te queden deliciosos.

¿Qué harina debo utilizar?

Vayamos a lo básico: ¿Cómo hacer masa para dumplings chinos? ¿qué tipo de harina se necesita para los dumplings chinos? En contra de la creencia popular, no es necesario comprar harina producida en China ni harina etiquetada específicamente como «harina para dumplings» que se puede encontrar en supermercados asiáticos. Se pueden elaborar excelentes envoltorios con la harina de trigo normal que se vende en cualquier supermercado o comercio local. 

¿Cómo conservar los envoltorios?

Los envoltorios de masa para empanadas chinas recién hechos deben utilizarse inmediatamente. Si dejas que transcurra mucho tiempo la masa para dumplings puede secarse y por ende, será difícil de manipular. En los hogares chinos, hacer esta receta suele ser una actividad familiar en la que participan todos. Por eso, las envolturas siempre son utilizadas de inmediato por quienes se encargan del montaje de los dumplings.

Puedes hacerlos con antelación: Los envoltorios caseros se pueden congelar. Espolvorea harina adicional o maicena entre cada envoltorio. Colócalos en una bolsa de plástico hermética (exprime el aire al máximo). Cuando vayas a utilizarlas descongélalas en el frigorífico y utilízalas inmediatamente.

Yo prefiero congelar los dumplings una vez ya cerrados. Ya puestos en faena, prefiero hacer una cantidad grande de masa y relleno, cerrarlos y luego los congelo. Así cuando tengo antojo, solo tengo que cocinarlos directamente y ahorrarme todo lo demás.

Receta de masa para dumplings chinos: Preparación de aproximadamente 20.

En un cuenco añade la harina de trigo, sal y aceite de oliva y poco a poco echa el agua. Mezcla suavemente con un par de palillos o con cualquier otro utensilio que tengas para ayudarte a mezclar. A continuación, cuando la masa sea más consistente, combina y amasa con la mano sobre una superficie enharinada hasta que tengas una masa suave y nada pegajosa.

Dejar reposar tapado durante 20 minutos y luego amasar de nuevo para sacar el aire y hasta conseguir una masa lisa.

Haz una bola y con un dedo perfora el centro y da forma hasta que obtengas una rosca. Córtala por la mitad y estira. Luego corta secciones de 2 cm aproximadamente. Redondea la porción.

Luego aplasta cada trozo con la mano hasta formar un pequeño disco. A continuación, utiliza un rodillo para aplanar la masa hasta convertirla en un disco fino. Como consejo, procura que los bordes queden más finos que el centro de la masa, para que los pliegues al cerrarla sean más sencillos de hacer.

No te preocupes si no te sale al primer intento, el proceso de elaboración de la masa es fácil de dominar, ¡solo necesitas practica! Echa un vistazo a mis stories pins para inspirarte con los distintos tipos de rellenos y pliegues. Espero que esta receta te haya gustado, ya puedes comenzar a preparar tus propios dumplings caseros.

Masa para gyozas y dumplings

Tiempo total1 h
Plato: Acompañamiento
Cocina: China
Yield: 20

Materials

  • 200 g harina de trigo
  • 100 ml agua tibia
  • 1 cucharada aceite
  • una pizca de sal

Elaboración paso a paso

  • En un cuenco añade la harina de trigo, sal y aceite de oliva y poco a poco echa el agua. Amasa hasta que tengas una masa suave y no pegajosa.
  • Dejar reposar tapado durante 20 minutos y amasa de nuevo para sacar el aire y hasta conseguir una masa lisa.
  • Haz una bola y con un dedo haz un agujero en el centro. Estíralo hasta que tengas la forma de un rosco. Córtalo por la mitad y estira. Luego corta secciones de 2 cm aproximadamente.
  • Aplasta cada trozo con la mano hasta formar un pequeño disco y con un rodillo aplana la masa hasta convertirla en una oblea fina.

Si te apetece probar más recetas chinas, échale un vistazo a estas:

¿Has hecho esta receta? Súbela a Instagram y mencióname @beaorviz

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Recipe Rating




Close
Bea Orviz © Copyright 2020
Close